Carrito

En la vida hay diversos temas de importancia pero estos se modifican según los factores a considerar por cada persona. El problema a cerca del mal olor corporal radica en más cosas de las que te podrías imaginar y en tema tratado en nuestro nuevo blog queremos que las conozcas, pero no sólo eso sino que gracias a ello puedas crear y añadir a tu vida alternativas que generen un verdadero cambio que se NOTE.


Origen

En primer lugar hay que destacar que el mal olor no siempre se debe a una mala higiene, no se trata de si sudas mucho o poco, se trata de algo más.

Primero es importante conocer el funcionamiento de nuestro cuerpo, en él tenemos glándulas, en pocas palabras una glándula es un órgano encargado de elaborar o eliminar sustancias necesarias para el buen funcionamiento del organismo, bueno en las axilas, ingles y otras partes del cuerpo tenemos unas glándulas conocidas como “glándula apocrina” y a diferencia de otras glándulas estas provocan o están relacionadas con el sudor.

Recordemos que el problema no es el sudor, no se trata de si sudas mas hueles mas o viceversa, no siempre es así.

El tema es que cuando sudas, aquello que sale a través del sudor se pone en contacto con bacterias que tenemos toooodos en la piel y eso al estar en contacto y descomponerse es lo que produce el mal olor.

Muy bien ahora que ya nos pusimos bien inteligentes vayamos a lo siguiente.

¿Existe alguna relación entre lo que comes con tu olor corporal?
Si no había pasado por tu mente esta pregunta es momento de hacértela…. y la respuesta es SÍ.

Es interesante saber que tu olor corporal puede contar la historia a cerca de tu salud, y aunque parezca comercial de T.V. te decimos… las frutas y verduras contienen una gran cantidad de carotenoides (sustancia encontrada en plantas, frutas, vegetales y algunos granos, algunos al ingerirse se convierten en vitamina A, prácticamente es un tipo de antioxidante y provitamina buenísima para tu cuerpo) esto de plano no lo encontrará sen los carbohidratos y mucho menos en alimentos refinados, así que comienza a considerar que lo que comes puede estar influyendo en menor o mayor medida en tu olor corporal….. oops!

¿Qué hay de otros factores como los desodorantes comerciales y químicos?
Ok ok, definitivamente eres lo que comes y hueles a eso una vez descompuesto pero…. también hay otros factores a considerar.

Algunos químicos que se utilizan para elaborar los desodorantes y antitranspirantes comerciales no sólo se relacionan con el mal olor sino que muchos estudios los relacionan con cáncer… ¿cuáles son los más usados? Aluminios y parabenos.

También existe el hecho de que la sudoración es una respuesta corporal natural y beneficiosa en muchos niveles, e impedirla con antitranspirantes, no es una buena idea.

Ok ok… ¿y ahora qué hago?
Número uno, considera cambiar tus hábitos alimenticios, aumenta frutas y verduras en tu dieta, reduce o elimina la comida chatarra, mídete en el consumo de carnes y toma suficientes líquidos, consume vitaminas y minerales.

Número dos, evita el uso de antitranspirantes, de preferencia usa desodorantes naturales, existe el caso de la piedra alumbre o puedes crear el propio en casa con aceite de coco y un poco de bicarbonato.

Evita usar telas con alto contenido en poliester y prepárate para una vida saludable.

Con nuestros desodorantes naturales puedes ayudarte. Los sólidos están elaborados con un toque de bicarbonato, óxido de zinc, aceites de lavanda, romero y árbol del té pensado en matar las bacterias causantes del mal olor, evitar esa descomposición y con ello sudarás como es natural pero no tendrás mal olor.
Nuestro desodorante líquido contiene los mismos aceites esenciales más el plus de la piedra alumbre, úsalo en pies, axilas o ingles.
¿Quieres usar productos que te ayudan y ayudan al planeta? dale AQUÍ.

Leave a Reply